Buenos Aires y sus cafés...¿Hay algo más importante?

13 Mar 2018 Buenos Aires por Pablo Etchevers

Volver el tiempo atrás en Buenos Aires es sencillo, y más cuando se lo acompaña con una taza de café. Te contamos cómo hacerlo visitando algunos de los bares notables que tiene la Reina del Plata.

Café Tortoni
Tradicional, no podía dejar de ubicarse en la emblemática Avenida de Mayo. Entrar al café Tortoni es ingresar a la máquina del tiempo y transportarse sin escalas a las épocas doradas de Buenos Aires. Fue cobijo para muchos de los artistas, periodistas y escritores más prestigiosos. Una parada indispensable ya sea para tomar un café o para escuchar alguno de sus shows de tango tan recurrentes en el salón.

El Gato Negro
Con su vidriera nos damos cuenta de que no es solo un café de época, ya que nos deja entrever un poco de su esencia. En su excelente ubicación en la avenida Corrientes, uno puede hacer una pausa cualquiera sea la hora del día. En el Gato Negro, podemos comprar té en hebras de las más distintas variedades que uno pueda imaginar, así como sus tradicionales y destacadas especias que trascendieron sus mostradores para venderse en diferentes puntos a lo largo del país.
 

La Biela
En la esquina de Junín y Quintana, en el barrio de Recoleta, se encuentra La Biela. Su nombre se debe a que fue en sus inicios casa de reuniones de la Asociación Argentina de Automóviles Sport. Lugar de encuentro de la aristocracia porteña, allí tomaban café desde “Bitito” Mieres, el corredor de la Fórmula 1, pasando por escritores como Jorge Luis Borges y Julio Cortazar, hasta los mismísimos Reyes de España.

      Hay quienes lo eligen por su exquisita parte exterior con ese equilibrio justo de sombra para tardes de verano y cálidos rayos de sol para las mañanas de invierno. Otros lo prefieren por su amplio salón repleto de cuadros que cuentan historias de sus orígenes, para sentir que respiran el mismo aire que todos los visitantes notables que este café ha tenido.

      Café de los Angelitos
      Con más de cien años en la esquina de avenida Rivadavia y Rincón, este café fue sede de los más brillantes artistas del tango de Argentina. Aquí se puede disfrutar no solo de una distendida charla en la misma esquina que frecuentaba Carlos Gardel, sino de una extraordinaria cena a la par de uno de los mejores shows de tango de la ciudad de Buenos Aires.

      Las Violetas
      La hora del té en el barrio de Almagro es, sin ninguna duda, sinónimo de Las Violetas. Con su tradicional ceremonia del té, con selectas masas finas, tortas y budines, es una de las primeras opciones al momento de hacer una reunión de cumpleaños. El domingo nunca hay lugar, y eso significa que Las Violetas sigue vivo.

      Para tener en cuenta: 

      Café Tortoni: Av. de Mayo 825 - El Gato Negro: Av. Corrientes 1669 - La Biela: Av. Pres. Manuel Quintana 596 - Café de los Angelitos: Av. Rivadavia 2100 - Las Violetas: Av. Rivadavia 3899

      Ilustración: Dalmiro Zantleifer


      Welcome Argentina - Blog de turismo

      © 2003-2018 Prohibida su reproducción total o parcial. Derechos de Autor 675246 Ley 11723