Su viaje por Argentina comienza aquí.

Historia de Ciudad de Buenos Aires

Historia

Los países de América Latina como la Argentina, son un conjunto de pueblos de diversas culturas, lenguas y etnias, cuya realidad actual es el fruto de largos y complejos procesos históricos.

La conquista y ocupación del territorio argentino comenzó a mediados del siglo XVI y ya los nativos habían interrumpido el avance de los Incas desde Perú a través de Bolivia.

Mientras combatían y reducían a los indígenas, los españoles fundaron ciudades que les sirvieron de apoyo para continuar su avance colonizador.

Los primitivos pobladores de la actual zona de influencia de Buenos Aires fueron los indios Querandíes.

El nombre de Querandíes fue dado por los Guaraníes ya que en su dieta diaria consumían grasa de animal, significando "hombres o gente con grasa".

Físicamente, los indios Querandíes mostraban un hermoso físico, bien proporcionados, de elevada estatura y sumamente belicosos. Vestían un abrigo de cuero, similar al quillango; las mujeres también usaban una falda que cubría su cuerpo hasta las rodillas.

De vida semi sedentaria, agrupaban sus toldos de cuero junto a las aguadas en las épocas de frío, y en verano hacían sus correrías o incursiones hacia el interior.

Eran buenos corredores -cazadores, con arco, flecha y boleadora cazaban perdices, venados, codornices y ñandúes-. Su industria era la alfarería.
Creían en un gran Dios al que llamaban Soychu, quien tenía un contendiente o espíritu del mal: Gualichu.

Con los españoles, adoptaron el caballo, generando un nuevo modo de vida. Si bien siguieron siendo nómades, pudieron ponerse en contacto con otros aborígenes.

En 1516, el español Juan de Solís desembarcó en las costas del Río de la Plata, pero los indígenas se resistieron a su intento de conquista y la expedición fracasó.

Magallanes tocó puerto poco después y remontó el río de La Plata en busca de una conexión entre el océano Atlántico y Pacífico. Al ver que tal conexión no existía, continuó navegando hacia sur por la actual Patagonia, tomando contacto con los Tehuelches, indígenas a quienes llamó Patagones. Luego de esto, descubrió el estrecho que lleva su nombre y que conecta los océanos Atlántico y Pacífico.

Sintetizando , te podemos contar que las corrientes de conquista y poblamiento desarrolladas por los Españoles, partieron de tres lugares: el Alto Perú, Chile y Asunción del Paraguay.

Desde el Alto Perú se fundaron las ciudades de Santiago del Estero (1553), Tucumán (1565), Córdoba (1573), Salta (1582), Catamarca (1583), La Rioja (1591) y Jujuy (1593). La corriente que partió de Chile fundó las ciudades de Mendoza (1561), San Juan (1562) y San Luis (1594). Y la que salió de Asunción del Paraguay, Santa Fe (1573), Buenos Aires (1580) y Corrientes (1588). La resistencia indígena impidió establecer poblaciones en el sur.

La primer fundación de Buenos Aires tuvo lugar en marzo de 1536 por Don Pedro de Mendoza (1487-1537), quien fuera designado por Carlos V como adelantado, "para conquistar y poblar las tierras que hay en el Río de Solis, llamado de la Plata". No se sabe con certeza el lugar exacto en el cual fundó la ciudad, ya que no se ha encontrado el acta de fundación.

El 15 de junio de 1536, tuvo lugar una cruel batalla entre los españoles y los indios Querandíes.

En la lucha murieron cerca de cuarenta españoles y aproximadamente unos mil indios. Los indios sobrevivientes, se aliaron a otros y destruyeron la recién fundada ciudad.

Será otro Conquistador español, Juan de Garay (1528-1583) a quien en 1542, el adelantado Juan Torres de Vera y Aragón le encomendó fundar una ciudad para colonizar los territorios del sur y poblar la costa. Emprendió entonces la marcha hacia el Río de la Plata y en la actual Plaza de Mayo, el 11 de junio de 1580 llevó a cabo la segunda fundación de Buenos Aires.

Juan de Garay la llamó Santísima Trinidad y a su puerto Santa María de los Buenos Ayres.

Realizó más tarde una expedición hacia el sur en busca de la legendaria Ciudad de los Césares (1581-1582) y tras efectuar otros viajes y exploraciones en la región rioplatense, fue muerto por los indios a orillas del río Carcarañá, en las proximidades del antiguo fuerte Sancti Spíritus.

Los indios querandíes, que vivían en los alrededores, al principio se mostraron amistosos y obtuvieron mercancías españolas a cambio de alimento proveniente de la caza y la pesca; pero, repentinamente, optaron por interrumpir el contacto y el alimento comenzó a escasear entre los españoles.

Con la intención de someter a los querandíes, Pedro de Mendoza organizó una expedición militar al mando de su hermano, Diego de Mendoza, que fue derrotada en las márgenes del río Luján el 15 de junio de 1536.

A partir de ese momento, Buenos Aires quedó a merced del hambre y de los esporádicos ataques de los querandíes.

A fines de junio los querandíes iniciaron el cerco de Buenos Aires y la situación de supervivencia empeoró para los españoles. Los indios fueron finalmente dispersados pero en la refriega murieron cerca de mil expedicionarios.

Gravemente enfermo, Pedro de Mendoza delegó el mando del poblado al capitán Francisco Ruiz Galán hasta que Ayolas regresara y partió con dirección a España en abril de 1537.

La conquista del Río de la Plata fue proseguida por Ayolas y por el resto de los hombres que formaron parte de la expedición original de Pedro de Mendoza.

Cada vez que los españoles fundaban una ciudad, asignaban un espacio frente a la plaza principal para levantar un cabildo. Desde allí se ejercía el gobierno de la ciudad a través de diversos funcionarios (regidores, alcaldes, etc) que tenían a su cargo las tareas de justicia, policía, abastecimiento público y cuidado de la ciudad. El edificio del cabildo de Buenos Aires, modificado varias veces, fue construido por los jesuitas a mediados del siglo XVIII.

Otro de los edificios típicos de las ciudades americanas era el fuerte. El más conocido de todos fue el de Buenos Aires, que se levantaba donde hoy está la Casa de Gobierno (Casa Rosada). Ese y no el cabildo, funcionaba como sede de los gobernadores, el virrey y luego de la Primera Junta de Gobierno. Se construyó sobre una elevación desde donde se podía controlar el Río de la Plata y advertir la llegada de los barcos.

El puerto de Buenos Aires era una ventana al mundo, pero durante años estuvo cerrado al comercio por orden del virrey del Perú. Esa prohibición era burlada por los comerciantes locales, quienes hicieron del contrabando una forma obligada de supervivencia.

Desde su fundación, Buenos Aires utilizó el "Riachuelo de los Navíos" para el desembarco de mercaderías, ya que éste era un canal profundo. El desembarco se realizaba de una manera muy modesta: fondeados los barcos, los botes acercaban a los pasajeros y mercancías hasta la orilla ya que no existía muelle.

La creación del Virreinato del Río de la Plata trajo consigo su apertura a los buques extranjeros, aunque con algunas reservas.

Los indios que habitaban el noroeste del actual territorio argentino, continuaban combatiendo la dominación española y trataban de seguir el ejemplo de rebeldía que les había enseñado el inca Tupac-Amaru, quien terminó siendo descuartizado en 1780. Los indios de las pampas y del Chaco también eran una preocupación para las autoridades rioplatenses por sus frecuentes incursiones sobre los poblados.Los únicos indígenas que en alguna medida, se habían sometido a los españoles eran los que vivían en la región mesopotámica.

En 1776, el rey español Carlos III decidió la creación provisoria del Virreinato del Río de la Plata para asegurar un control más eficaz de sus dominios americanos. Hasta entonces, Buenos Aires y el interior dependían del Virreinato del Perú, que tenía su capital en Lima.

La enorme distancia que separaba al Río de la Plata de la cabecera virreinal había despertado la codicia de ingleses y portugueses, quienes lucraban con el contrabando hacia Buenos Aires y la zona del Litoral, perjudicando a las arcas reales.

El virreinato del Río de la Plata se hizo definitivo en 1778, y cuatro años más tarde se creó el régimen de Intendencias, que tornó más efectiva la supervisión estatal.

Estaba dividido en tres gobernaciones: del Río de la Plata, del Tucumán y de Cuyo.

La industria de exportación de cueros, y la creciente introducción de manufacturas europeas por su puerto para el resto del país, hicieron crecer la importancia de Buenos Aires. Comienza entonces, el proceso de transformación del orden colonial, que culminará en las guerras de independencia.

Una fuerte burguesía comercial ubicada en la zona del puerto de Buenos Aires, fue la fuerza que actuó en el movimiento revolucionario de 1810, el cual creó las Provincias Unidas del Río de la Plata. El 25 de mayo de 1810, el cabildo de Buenos Aires destituyó el virreinato y anunció que de allí en adelante gobernaría en nombre del rey Fernando VII.

Posteriormente, representaciones de varias provincias se reunieron en Tucumán en marzo de 1816 y el 9 de julio los delegados se proclamaron independientes del dominio español y declararon la formación de las Provincias Unidas de Sudamérica (luego, Provincias Unidas del Río de la Plata).

Los posteriores enfrentamientos entre Buenos Aires y el interior signaron su evolución hasta su federalización.

El 20 de septiembre de 1880 se sancionó la Federalización de la Ciudad de Buenos Aires, lo que implicaba que en forma definitiva, los ingresos por los derechos de aduana del puerto de la ciudad, quedarían en manos del Estado Nacional.

El nuevo presidente, Julio A. Roca, asumió sus funciones el día 12 de octubre de 1880 con todas las provincias sujetas al poder central y gobernando desde Buenos Aires, convertida en la Capital Federal de la República. Durante su gobierno fue fundada la Ciudad de La Plata para ser la sede de las autoridades de la provincia de Buenos Aires.

Una gran masa de inmigrantes llegaron al país entre 1857 y 1914, periodo en el que ingresaron 3.300.000 personas.

El 04/01/1881 es instalado el Primer teléfono en Buenos Aires .

En 1882 se instala la primera central eléctrica y en el mismo año se inaugura el primer frigorífico del país.

En 1886 se inicia la construcción del puerto de Buenos Aires bajo la dirección del ingeniero Madero.

En 1889 comienzan los trabajos de apertura de la actual avenida de Mayo y en el mismo año se habilita la línea telefónica bajo el Río de la Plata que unió Buenos Aires con Montevideo siendo éste el primer cable telefónico tendido bajo el agua del mundo.

El 09/07/1894 se inaugura la Avenida de Mayo y en el mismo año en noviembre se habilita el servicio público de aguas corrientes.

En 1896 se produce la Primera exhibición cinematográfica.

En 1897 se pone en funcionamiento el primer tranvía eléctrico.

En 1898 se funda el Jardín Botánico bajo la dirección del urbanista Carlos Thays.

En 1903 circulan en la ciudad los primeros taxímetros y al año siguiente se realiza la primera transmisión de radio.

En 1904 circulan los primeros ómnibus realizando por la Av. de Mayo.

En 1908 se inaugura el Teatro Colón.

En 1913 comienza a circular Primera línea de Subtes que une Plaza de Mayo con Plaza Once.

El 24/08/1916 se inaugura el primer ferrocarril eléctrico entre Buenos Aires y Tigre.


 
Welcome Argentina - Información turística sobre Ciudad de Buenos Aires, Argentina: Historia
© 2003-2014 Prohibida su reproducción total o parcial. Derechos de Autor 675246 Ley 11723

Quiénes somos | Contacto | Prensa y publicidad | Términos y condiciones
Departamentos temporarios en Buenos Aires Departamentos en Buenos Aires

A la hora de alojarse en Buenos Aires, los departamentos en alquiler temporario son una de las opciones más atractivas. Ubicados en distintas zonas de la ciudad, estos apartamentos se ofrecen totalmente amueblados y confortablemente equipados, para una completa comodidad e independencia del visitante.

Interpatagonia S.A.
Compartir en Twitter Siga Welcome Argentina en Twitter
Compartir en facebook Welcome Argentina en facebook: Me gusta
Suscríbase a nuestro canal de YouTube Videos de Welcome Argentina en YouTube
Síganos en Google+