En un cuatri por las dunas

Subirse a un cuatriciclo con tracción en las cuatro ruedas es un deporte apasionante y resulta apto para recorrer los distintos paisajes cercanos a la localidad.
Los balnearios de Las Grutas son escenarios naturales de actividades que se multiplican bajo el sol del verano. Los deportes que se practican sobre un vehículo de cuatro ruedas, como el cuatriciclo, tienen sus circuitos autorizados, para no molestar a otros veraneantes.

Existen locales dedicados al alquiler de estas máquinas, donde asesoran en cuanto a los trayectos posibles; en algunos casos, también realizan guiadas que resultan muy interesantes, partiendo de la Segunda y Tercera Bajada.

Tomamos una de esas excursiones, que nos llevó hacia la zona este por un camino con vegetación achaparrada compuesta por chañares, jarillas, coirones, alpatacos, matacebos y tunas. Llegamos así hasta el Cañadón de la Paloma. Con un esfuerzo importante, trepamos una loma algo escarpada y apareció ante nosotros una playa tranquila donde podíamos desplazarnos en nuestros “cuatris”.
  • Un deporte apasionante

    Un deporte apasionante

  • Escenarios naturales

    Escenarios naturales

  • Circuitos autorizados

    Circuitos autorizados

  • Tracción en las cuatro ruedas

    Tracción en las cuatro ruedas

  • No molestar a otros veraneantes

    No molestar a otros veraneantes

  • Por las calles

    Por las calles

  • Las playas son espaciosas

    Las playas son espaciosas

Más adelante, llegamos a Piedras Coloradas, otro espacio de gran belleza formado por rocas de color rojizo del período Precámbrico. Si bien allí la costa era amplia, encontramos pescadores y fuimos cuidadosos con nuestros movimientos. Mientras, en las dunas, otros practicaban sandboarding, un deporte similar al surf que cada día tiene más adeptos.

Seguimos avanzando con nuestros vehículos todo terreno para alcanzar El Buque, una formación rocosa que puede observarse cuando hay bajamar. En ese sector las playas son espaciosas y los pescadores van allí en busca de pejerreyes, róbalos y lenguados. También en bajamar se puede recolectar mejillones; por la presencia de buen alimento, las aves realizan allí un alto en sus viajes migratorios hacia el hemisferio Norte.

Podríamos haber extendido el paseo hasta El Sótano y el Canadón de las Ostras pero, de común acuerdo, preferimos aprovechar el resto de la tarde en el sector al que habíamos llegado.

Existen otros circuitos de mayor aventura que se realizan únicamente con guías experimentados. Nosotros nos dimos por bien con esta salida hacia la zona sur de Las Grutas y evitamos así movernos con los cuatriciclos por las playas del centro y las calles comerciales.

Mónica Pons / Jorge González

Ubicación


Welcome Argentina - ¿Qué hacer en Las Grutas / San Antonio Oeste?

© 2003-2021 Prohibida su reproducción total o parcial. Derechos de Autor 675246 Ley 11723